La combinación impecable de Bourbon y puros es un ideal utópico que muchos apreciadores han perseguido desde hace mucho. Como prueba, tuvieron ocho bourbons seleccionados que comprenden la gama completa de aromas suaves y profundos y al mismo tiempo los combinaron con cuatro puros. Las siguientes apreciaciones describen desde la asociación más suave hasta la más completa:

FOUR ROSES

four-rosesLa asociación de bourbons más suave que se ha probado. Four Roses tiene notas de miel, anís, nuez y caramelo ligeramente turbado como un Scotch. Superando cualquier expectativa éste se encajó perfectamente con el suave puro Macanudo Prince Philp, en el que uno ponía de manifiesto al otro. El Padrón 1964 Anniversary Series Exclusivo, un poco más fuerte, se mostró neutro contrariando al Four Roses que parecía anular el abundante sabor a nuez del puro. Sorprendentemente, el aún más poderoso Montecristo nº2 hizo el mejor emparejamiento con el whisky manifestando sus cualidades herbales.

JACK DANIEL´S SINGLE BARREL

jack-danielsTécnicamente se trata de un Tennessee amargo-malteado, es difícil ignorar un Jack Daniel´s una vez probado; suave y con notas acarameladas, se ajusta muy bien con sus parientes losKentucky. Obviamente también combinó muy bien con el suave Macanudo resaltando algunos de los puros más suaves. Otro emparejamiento no resultaría. El Padrón chocó con el carácter a naranja. El Monty sería un socio “neutro” por así decirlo mientras que el Fuente hizo que elwhisky pareciese más caliente.

EVAN WILLIAM´S SINGLE BARREL

Evan_WilliamsCon un cuerpo mediano, este whisky mezcla sabores de vainilla, naranja y anís con un dulce aroma a caramelo y un final largo. Evan William´s parece lograr quitar la dulzura cerosa y picante del Macanudo. No obstante encajó mejor con el Padrón. La combinación con Monty fue neutra a pesar de que lograron surgir algunas notas picantes. El Fuente dominó este whisky.

WOODFORD RESERVE

WoodfordReserveEste whisky despliega una dulzura sacada del roble salvaje con notas de cereza, vainilla y caramelo, con un carácter carnoso y fuerte a turba o tabaco. Se recomienda su disolución en agua para que expanda su perfil al completo. El Woodford predominó sobre el Macanudo haciéndole parecer papel, sin embargo emparejó bien con el resto de puros. Exhibió las notas arbóreas del Padrón y mostró cacao en el Monty. El Fuente ayudó al Woodford, pero el whisky ejerció un efecto neutro en ese puro.